español
Oficina Regional de la FAO para América Latina y el Caribe

Países reafirman su compromiso con la Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre 2025

Durante la Conferencia Regional de la FAO, los gobiernos fortalecieron su apoyo a la erradicación del hambre. Brasil, por su parte, aumentó su cooperación con la FAO en US$ 20 millones de dólares.

Países reafirman su compromiso con la Iniciativa América Latina y el Caribe sin Hambre 2025

Angel Strapazzon, de MoCaSE-VC. José Graziano da Silva, Director General de la FAO. Guadalupe Valdés, Coordinadora del Frente Parlamentario Regional contra el Hambre. Lorenzo Basso, Secretario de Agricultura de Argentina.

Buenos Aires, Argentina- 29 de marzo de 2012- Los países de América Latina y el Caribe reafirmaron su compromiso con la Iniciativa América Latina y el Caribe Sin Hambre, IALCSH, la cuál es un esfuerzo de la región por erradicar el hambre antes del 2025.

Reunidos en la XXXII Conferencia Regional de la FAO, los gobiernos de la región reafirmaron el compromiso que tienen con la Iniciativa, un esfuerzo de los países para garantizar que ningún niño, niña, hombre o mujer pasen hambre.

(ver fotografía del acto)

El Director General de la FAO, José Graziano da Silva, destacó que la erradicación del hambre en América Latina y el Caribe es una meta posible. Graziano recordó la necesidad de aumentar la producción de alimentos a nivel mundial en 60 %, para alimentar a una población que alcanzará los 9 mil millones de personas el año 2050.

“Sabemos que la seguridad alimentaria depende acciones en el ámbito social, económico y productivo, y sabemos que involucra el compromiso político no sólo de un gobierno sino de toda una sociedad”, expresó Graziano da Silva.

“El problema de la seguridad alimentaria se combate con más producción de alimentos” dijo Lorenzo Basso, Secretario de Agricultura de Argentina. “El otro tema de la seguridad alimentaria es el acceso, lo cual está relacionado a la pobreza y a la educación, aspectos que todos los países de la región deben enfrentar”, explicó Basso, quien también destacó la importancia de la innovación agrícola para fomentar el desarrollo agrícola.

Apoyos clave de España y Brasil

La Iniciativa fue impulsada en el año 2005 por Guatemala y Brasil, y a ella se sumaron todos los países de la región. Ha contado desde su origen con la participación decidida del Gobierno de España, país que a través del Programa España FAO de cooperación con la región, ha aportado más de 90 millones de dólares a su desarrollo, un apoyo que ha sido clave para permitir avanzar en el cumplimento de los Objetivos del Milenio.

Con la presencia de Jorge Araya, en representación de la Embajada de España, el Director General de la FAO firmó con este país un memorándum de seguimiento al compromiso de España con la lucha contra el hambre, a través de la Iniciativa.

“La presencia de España en esta reunión es la mejor expresión de que la Cooperación Sur-Sur no se lleva a cabo en oposición a la tradicional Cooperación Norte-Sur. Quisiera aprovechar esta oportunidad para reconocer y agradecer una vez más el apoyo que el Gobierno de España ha dado a la Iniciativa desde su primer momento”, señaló Graziano da Silva.

El Gobierno de Brasil también ha hecho aportes clave al desarrollo de la Iniciativa, a través del Fondo de Cooperación Internacional Brasil-FAO, como el proyecto de fortalecimiento de los fondos de alimentación escolar, que incentivan la compra de productos provenientes de la agricultura familiar, para abastecer las meriendas de los colegios participantes.

Durante la Conferencia Regional, el gobierno de Brasil -representado por Marco Farani, Director de la Agencia Brasilera de Cooperación- reforzó su trabajo conjunto con la FAO para alcanzar el objetivo de una América Latina y Caribe Sin Hambre y apoyar el desarrollo de países en otras regiones del mundo.

El nuevo acuerdo contempla una inversión de $US 20 millones de dólares, y se dedicará a estrategias de reducción de la pobreza y desarrollo rural sostenible, iniciativas de alimentación escolar, manejo de desastres y agricultura familiar.

 Este aporte a su programa de cooperación con la FAO se suma a los casi US $2.400.000 que fueron anunciados en febrero de 2012, para implementar un nuevo programa de compra de alimentos a nivel local que establecerán la FAO y el Programa Mundial de Alimentos en beneficio de los campesinos y la población vulnerable de cinco países africanos: Etiopía, Malawi, Mozambique, Níger y Senegal.

La Iniciativa ha fortalecido la institucionalidad de la seguridad alimentaria

En el marco de la Iniciativa, se ha ido fortaleciendo la institucionalidad y el desarrollo de legislación, políticas públicas y programas de seguridad alimentaria a nivel nacional y regional, basados en la incorporación del derecho a la alimentación en los países.

Desde la creación de la Iniciativa, cuatro países han reconocido el derecho a la alimentación en sus constituciones y siete países han aprobado leyes de seguridad alimentaria o de soberanía alimentaria.

La Iniciativa cuenta con el apoyo de la FAO, gracias a cuya asistencia técnica se lanzó el Observatorio del Derecho a la Alimentación y se han creado Frentes Parlamentarios contra el Hambre en 10 países, además de un Frente Parlamentario Regional.

“Hoy los países donde se han formado los Frente Parlamentarios están trabajando en agendas propias de construcción de institucionalidad para la seguridad alimentaria”, señaló Guadalupe Valdés, diputada de República Dominicana y Coordinadora del Frente Parlamentario Regional contra el Hambre.

“Algunos se han centrado en incorporar el derecho a la alimentación en la Constitución, otros trabajan en la creación de leyes marcos de seguridad alimentaria, otros en la implementación de leyes conexas de tierras, aguas, semillas, agrobiodiversidad”, agregó Valdés.

Herramientas